Santi Palillo

bérnia

In Andadurías on 11 octubre, 2010 at 15:23

 

 

Serra de Bérnia, vertiente de la Marina Alta

 

FOTOS PALILLERAS DE LA SIERRA DE BÉRNIA

Entrenamiento combinado, es decir que puedo ejercitar las piernas y ensanchar los pulmones a la vez que ensalzo mi debilitado espíritu; tres o cuatro horas de ejercicio en cuerpo y alma, no es poco para los tiempos que corren.

Aceptamos sin pestañear la propuesta de unos amigos naturales del país para irnos de excursión por la Sierra de Bérnia; gorra, gafas de sol, mochila, bastón y chirucas: ¡un paso la frente!; metemos en las mochilas lo necesario para subsistir una mañana por el monte; carretera y manta.

La sierra de Bérnia separa de forma natural la Marina Alta de la Baja, habrá otras cosas que las separen pero yo me quedo con ésta; desde el mirador de la Marina, a la salida del simulacro de túnel del Mascarat, la vista es espectacular: de un solo vistazo abarcas Altea, Alfaz del Pí, Benidorm con su isla, la sierra Aitana con el Puig Campana en primera línea de playa; al fondo se adivinan las playas de San Juan.

Desde el otro lado del túnel el majestuoso Montgó, las playas de Hemeroscopeion, Jávea, Moraira, Calpe dominada por su enhiesto peñón y – regalo inesperado del día – el perfil de Talaia en la isla de Ibiza, la grande de las Pitiusas, al otro lado del mar.

Un cielo azul adornado por nubes blancas de caprichosas formas sobre nuestras cabezas y el mundo entero a nuestros pies con tan solo una hora y pico de subida y poco más de 300 metros de desnivel (la PRCV-7 empieza a unos 600 metros y permite llegar hasta la cima que alcanza los 1.129 metros); volveremos pronto para hacer el resto de la ruta.

Cruzar el túnel requiere agacharse más de lo recomendable, ya se sabe lo que pasa cuanto más se agacha uno; a personas como yo, de tamaño XL, incluso les obliga a reptar a pulso como en los tiempos de la p. mili; los cuadriceps echando humo con tanta sentadilla, pero hoy las agujetas las tengo en los dorsales; sin duda me falta entrenar el tren superior.

Terminada la excursión reponemos fuerzas, incluso hacemos acopio para el futuro, degustando la gastronomía local en un restaurante mirador desde el que podemos admirar en su totalidad la vertiente norte de la sierra sin necesidad de movernos de la silla.

Los telediarios hablan de lluvias y frío, se ve que no han sobrevolado la Marina Alta sus satélites o ésta queda más alta que sus órbitas; de momento voy a darme un bañito a la playa, como hice el sábado, aprovechando el sol que tenemos que tampoco sale en el mapa isobárico catódico de hoy.

Anuncios
  1. ja, ja, esta excursión para tí es pan comido Mildo, voy a subir unas fotos.

  2. Muy mala, Paco, ¡Pero que muy mala! Coñe, que me ha apetecido a mi y todo!

  3. Paco esa excursión podemos hacerla en cualquier momento que coincidamos por la zona, merece la pena y es de poca dificultad.

  4. Menos mal que salimos por la Sierra de Madrid en estos días, porque la envidia es muy mala y tú salidita Santi, ha debido de ser para repetir.

  5. Juan Luis si también te gusta caminar por el monte hay muy buenas rutas en la Comunidad Valenciana, en las costeras además los paisajes son espectaculares.

  6. Buena excursión Santi, me apunto el lugar.
    Salu2

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: