Santi Palillo

bonanza

In Correrías on 3 abril, 2011 at 02:19

Una vez superado el affaire del GPS – reconociendo mis propias culpas y exculpando al bueno de W – y compradas las nuevas zapatillas – esto si que ha sido como el parto de la burra – no me quedaba otra que salir a estrenarlas.

Aprovechando que W estaba en el cole el viernes nos fuimos mi hija y yo a la tienda oficial de New Balance, con el eficaz servicio de traducción simultánea ofrecido por la niña le digo al dependiente que me saque unas 1080 del 10.5 en color rojo y ancho especial 2E.

El tipo vuelve al cabo de un rato con unas 1080 blancas con detalles rojos, el tipo dice que no las tienen en stock lo cual me contraría bastante después del porrón de millas que hemos hecho para llegar hasta la tienda pero me aguanto; me las pruebo y me sientan como un guante, quizás debería decir como un calcetíin pero esa expresión suena negativa y prefiero lo del guante.

Me doy unos paseítos por la tienda “envuelvemelas que me las llevo, calamar”, por si acaso me pruebo también unas de ancho normal que tienen que quitarle a un maniquí porque tampoco les quedaban en stock; miro al tipo, tiene la tarjeta de identificación colgada del revés, algo que a los puristas nos pone enfermos y desde que me fijo en ese detalle empieza mirarle mal, seguro que no tienen de nada porque me ha tocado el vendedor gafe, o eso o que ayer era el día de los inocentes en el mundo anglosajón y me la estaban dando con queso, cualquiera sabe.

A la hora de pagar la niña colabora económica y parcialmente por el día del padre, no se le olvidó felicitarme el día 19 pero estaba esperando el momento propicio para hacerme su regalo; mi disgusto es menor gracias a eso.

El caso es que esta tarde me calzo las NB 1080 de ancho 2E, pongo al GPS a localizar satélites y aunque este país debe tener cientos en órbita no hay manera de que pille los tres que necesita hasta cinco minutos después, menuda pinta debía tener con el brazo levantado por facilitar la recepción de la señal satelital.

Salgo por dónde siempre últimamente y al llegar a Lavista Road tomo la dirección contraria hacia el Fellini’s, llego en buenas condiciones a la altura del restaurante pero el calor de las tres y pico de la tarde empieza a hacerme mella y eso que llevo protector solar, gafas de sol y gorra.

El título del post viene porque por el camino he encontrado una urbanización llamada La Ponderosa y las calles que daban a LaVista se llaman Bonanza, Cartwright, etc. muy evocador de aquella mítica serie de TV de mi niñez que los domingos después de comer nos dejaban ver en el orfanato si habíamos sido buenos.

Giro por Oak Grove y empieza el festival de subidas y bajadas, del km 8,5 al 10,5 voy tocado, tengo sed – Pepi no te cebes conmigo – y las cuestas arriba tengo que hacerlas andando; iba a echarle las culpas a las zapatillas pero las pobres se han portado como unas campeonas, no es que sean la panacea de mis males tendinosos pero son buenas, me aguantan a mí y aunque solo sea por eso…

Del 10,5 al 11 me recupero un poco coincidiendo con una cuesta abajo y desde allí hasta casa parezco otro, corro despacio pero corro y cuando por fin llego me quito el GPS y lo dejo en su sitio, esta vez no puedo perderlo de nuevo.

Está claro que el calor me afecta negativamente, así que o salgo temprano o le van a ir dando a esto de salir a las tres y pico con la calorina por compañera; el circuito lo he clavado, me lo sabía de memoria sin haberlo hecho antes; predije 12 kilómetros y al final han salido 12,08 por el GPS.

Pues nada, ya me va quedando poca tela que cortar, como mucho saldré a correr una vez más y a preparar el viaje de vuelta.

Mucha suerte a los que mañana corráis el medio maratón de Madrid, en su día había previsto correrlo en plan AM pero los acontecimientos posteriores me lo han impedido, a ver si me busco una media que me guste y me quito el hipo.

Anuncios
  1. Paco que es verdad que he adelgazado un “puñao” de kilos; aunque se que en Madrid me costará mantener esa línea lo voy a intentar, la operación bikini está en marcha 🙂

  2. Santi, eso de perder barriga no se yo. Si te ven en el Cagigal así, Doña Mercedes y Vero, te preparan unas pulguitas de tortilla y jamón que te la recuperan por la vía rápida. 🙂

  3. El Maestrosinsombra que se vaya preparando, me parece que he perdido un poco de barriga, habrá que apuntalarla en Madrid (difícil tarea) 😉 lo mismo por eso noto que voy más rápido.

    Emil ese pueblo me suena, es nuestro pueblo; me gustaría correrla pero lo veo complicado; las zapas parece que funcionan, tiempo al tiempo porque en cuestión zapatillera soy un escéptico y no me creo nada.

  4. Las zapas mejor que sean blacas y rojas ( a mi me gustan más blancas solo) a que sean rojas y azules en estos tiempos no estan bien vistas por estos lares. El sábado corriendo por la cdc se nos unió una chavala de buen ver que nos invitó a correr una media por “su” pueblo de Alicante. ¿Adivinas que pueblo era? Por cierto, la media se corre el día 17 de abril, el mismo día que el mapoma. Féliz regreso a tierra santa.

  5. ¡MARE DE DIOS!

    Igualito que el Maestrosinsombra,

    1 pound = 0.45359237 Kg, por lo que te has deslastrado 7,71 Kg en un mes, a Aranjuez no llegas, juas, juas.

    UN ABRAZO,
    Pedro

  6. Es que no encontré anchoas para retener líquido como recomienda el doc; lo del GPS es de risa, pero tenía mono 😉

    NO se si podré probar esos huevos el domingo, como me estoy quedando hecho un palillo,ja, ja; por ahora he bajado… 17 pounds nada menos, tela.

  7. ¡AUPA ATLETI!

    Mira que salir a esas horas y con la calor, me dá que el doc te va a poner tibio….

    Juas, juas, a mí también me ha pasado alguna vez lo del GPS, como para verlo desde fuera: un tío vestido como vamos vestidos, con el brazo en alto, con un peazo reloj dqtc, y cuando pasas al rato, sigue en la misma postura, a lo mejor apoyado en una farola, arbol, con careto de circunstancia, para encerrarnos.

    De psiquiátrico algún paquete esta mañana, después de correr la media, aparecer por el Caji, y apretarse a las 13:00 dos raciones de huevos con panceta y patatas fritas, una tosta de jamón, 3 cervezones y seguro que después no perdonaría la comida en casa.

    Iré preguntando en el curro si hay alguno especializado en joggers o runners glotones compulsivos, pero seguro que me reponde que “se habrá dado un golpe de pequeño”.

    UN ABRAZO,
    Pedro.

  8. Así me gusta Pepi, que no te cebes 😉

  9. De nada sirve ser tu voz de la conciencia por lo que veo te lo pasas por el forro.

    Sí, te dije cogete una botella de agua, cogete dinero para comprar agua, no salgas a las 3h…..pero como a casi todos-as nos joden los profetas y a los cabezones de nacimiento más.

    Bueno me alegro que llegaras sano y salvo y que las zapatillas sean buenas, después de todo el jaleo para comprarlas.

    Nos vemos el viernes!!!! llevaré un clavel en el ojal (para que me reconozcas, je,je,)

    Saluditos (me encantan las zapas porque parecen que son del Atleti, atleti!!!!)

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: