Santi Palillo

caño gordo

In Correrías on 11 marzo, 2012 at 16:18

Caño Gordo de Lanteira (visto en pueblos-espana.org)

Nueva semana, si no recuerdo mal será la 13ª, contadores a cero y vuelta a empezar; siendo domingo tocaba un poco más largo no me vaya a pasar como a la paloma ciega de Los santos inocentes y cuando quiera pasar de 10 kilómetros no pueda hacerlo.

Los Paquetes siguen gustando de madrugar, quizás por eso hemos pasado un frío del copón, bueno por eso y porque hacía un frío del copón a esas horas, frente a la calorina que hacía cuando hora y media más tarde llegamos al redil buscando el desayuno.

El recorrido creo que se parece bastante a un Caño Gordo, buenas cuestas de subida y las mismas de bajada, al menos es lo que canta el aparatito que iguala ascensos y descensos, incluso dice que –7,5 metros a favor de los segundos, claro que los ascensos son al principio, cuando todavía no se ha entrado en calor y cuesta más mover el conjunto.

Muchos paquetes en más o menos compacto grupo hasta la fuente del Portillo de los Pinos, una vez allí separación por objetivos como suele ser lo normal, sobre todo porque hay unos cuantos preparando el maratón de Barcelona y hoy se despedían – supuestamente – de las tiradas largas; yo me acoplo a un grupo que quiere hacer una hora y veinticinco minutos, su objetivo cuadra a la perfección con el mío.

Hablando sin parar se nos han pasado los últimos ocho kilómetros de los quince y pico, bueno los siete últimos para ser exactos porque el octavo ha sido pasado a cuchillo; como dicen los Paquetes “el felpe es el felpe” y por muy paquete que se sea hay que estar siempre dispuesto a felparse a alguien, forma parte del espíritu paquetil. Yo por si acaso no me he dejado y he presentado tímida batalla, si hay que felpar se felpa pero felpar “pa ná es tontería”.

Y ahora a pensar en la semana que viene, mañana lunes lo dedicaré a servicios mínimos para evitar sorpresas desagradables, hay que darle descanso al cuerpo. Estoy pensando en darme un merecido masaje de descarga pero también estoy por dejarlo para cuando llegue a los 100, no sea qué… ¿tú que harías?.

Anuncios
  1. Cani creo que esperaré a los 100, como premio por la centena 🙂

    Quique el cuerpo responde mejor de lo que esperaba, parece un coche japonés, de hecho todavía no he tenido que hacer valer la garantía de fábrica 😉

    Ay Josito que a mí eso de felpar me suena a otra cosa muy distinta y con el abogador no me parecería correcto, ja, ja

  2. Mi consejo, descarga y luego felpa, una receta que no falla…..
    Bien Santi, disfrutón y politicamente correcto….

  3. No estará tan mal tu cuerpo si tu cabeza no considera necesario ese masaje hasta que cumplas los 100 días sin parar. 100 días sin parar! Si no leo no lo creo!

  4. Lo que te pida el cuerpo y la mente. Si prefieres hacerlo pasado los 100 días porque tu cabeza así lo decide, pos eso pal 27 de marzo.

    Un abracete,
    paquete

  5. Pues sea, unos servicios mínimos a mediodía y a echarme la siestecita… antes de comer 🙂

  6. En tú lugar Santi: 5 km, masaje, estiramientos y buenos alimentos.

    A ser posible también, siesta del cordero y el martes, de categoría. 🙂

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: