Santi Palillo

las notas

In Correrías on 27 abril, 2012 at 22:57

Lago de la Casa de Campo (foto by Palillo)

La última vez que corrí en la Casa de Campo fue el 8 de abril, no es que me acuerde como si fuese ayer, ya quisiera yo recordar lo que hice ayer, además ayer fue 26 de abril, sino que lo tengo grabado en el Sport Tracks; quizás debiera hacerme con un programa similar para registrar otros asuntillos de la vida diaria, bueno mejor no, lo que pueda recordar por mi mismo y poco más.

En las notas que añado he visto que corrí con los Paquetes y que tenía unas agujetas notables -siempre he sido de aprobados raspaditos así que sacar un notable en algo aunque sea en agujetas lo considero un hecho tan tardío como sobresaliente- por la salida que hicimos el viernes santo por la zona de Miraflores de la Sierra, la hoya de San Blas si no recuerdo mal, que puede ser porque ese dato no lo apunté en el programita y lo digo de (mala) memoria.

Lago de la Casa de Campo (foto by Palillo)

Bueno pues ayer repetí Casa de Campo, no tenía previsto hacerlo porque a la misma hora tendría que haber estado de viaje pero se alinearon así los planetas y pude acercarme; los Palucos –sobre todo Paco Jota- estaba ayer con ganas de partidita, de modo que para empezar nos metió por cuestas imposibles, ¿cómo las encontrarán que me sorprenden una vez tras otra?, así que tuve que hacer de tripas corazón para seguirles el paso.

Con eso conseguí que una bolsa de aire –digo yo que sería una nueva porque si no…- me diera la lata un ratito, menos mal que al poco se me pasó y ya pude poner cara de “este tío va sobrao” en lugar de ir como si tuviera el baile de San Vito.

A la hora de acabar un grupo pequeño decidimos alargar un poco la tirada para completar 10 kilómetros que es mi nueva distancia “non stop”, de algo me tendrá que valer haber llegado sin novedad a la 131ª sesión; las dos fotos que cuelgo son de ese plus, son regulares porque el móvil es como yo, o sea del monton, pero permiten hacerse una idea.

Esta tarde la he empezado también con agujetas, esta vez y sin falsa modestia eran de matrícula de honor, según Canillas debe ser por haber estado corriendo en llano tantos días y al volver a la particular orografía casa campera que menos que monix.

A los diez minutos de empezar me ha caído la del pulpo, se ha puesto a llover pero a base de bien, como siempre digo que me gusta correr lloviendo he querido mantener cierta coherencia filosófica y me he puesto como una sopa -como todos los que estábamos por el parque en ese momento que no éramos pocos- porque el chaparrón se ha mantenido firme hasta llegar a casa.

Bueno, como se acerca un acueducto, macropuente o como se quiera llamar a los dos días de fiesta que se avecinan -¿no dijeron que las fiestas se iban a pasar a los lunes y bla bla bla?- ya que en Madrid el miércoles también será festivo, os deseo que lo paséis muy bien y le deis mucho al talón puntera, eso sí llevaos algo para la lluvia.

Anuncios
  1. Más o menos como esta mañana ¿no?, aunque ya sin agujetas.

  2. Esta mañana habrías disfrutado en la C. de C. estaba genial para hacer km sin prisas y sin fatigas. Hubo grupos y subgrupos, charlas políticas y deportivas…y como no, un desayuno post-ducha.

    Así que ya sabes Santi, la orografía manda y las agujetas se reciclan, como el ácido láctico. 😉

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: