Santi Palillo

MAPI

In Correrías on 21 mayo, 2014 at 10:48

SP_TrufaFoto by Palillo: Trufa de Canillas al natural, sin arreglos

Llevo un par de semanas desconocido en las que mi estado de forma ha dado un giro, si me dejase llevar por el paquete que hay en mí hablaría de un giro de 360º aunque matemáticamente hablando sea un dislate. Todo es debido a que me he embarcado en una nueva carrera apócrifa, pirata, clandestina o como se quiera llamar.

Los paquetes son muy montañeros, no hay fin de semana sin que unos cuantos suban a la sierra a recorrerla, las carreras de montaña les pirran, en cuanto ven una en el horizonte se lanzan a apuntarse como locos, cuanto más largas y desniveladas mejor, y claro luego tienen que entrenarlas.

Una de las más conocidas en Madrid es el maratón alpino pero conseguir dorsal es una tarea bastante difícil para el común de los mortales, se ve que no solo a los paquetes les tira el monte; entonces ¿qué hace un paquete para darse el gusto?, pues organizar su propio alpino.

Como es sabido a mi la montaña no me acaba de entrar en la mollera, las pocas veces que he hecho algo parecido a triscar por la montaña como se dice en la paquetería lo paso fatal, reconozco la belleza del recorrido, la épica de las subidas y la lírica que lo envuelve todo pero es que yo soy de natural llano.

Total que se ha organizado una carrera alternativa para poder disfrutar del campo sin los apretones de las carreras de pago, su nombre MAPI aunque no tengo claro el significado real, creo que es maratón alpino pirata o maratón alpino paquetil, en este caso me faltaría identificar la I aunque aplicada a mi caso particular debe querer decir INCONSCIENTE.

Será a primeros de junio pero, aunque paquete y candidato a la I, no me he vuelto loco del todo, acompañado por Canillas intentaré completar los primeros 27 kilómetros que ya me parecen muchos pero bueno; hasta entonces se han organizado dos entrenamientos sabatinos cuyas distancias son de 28 y 24 kilómetros, parecen poco apropiados pero es que el resto de paquetes harán el maratón íntegramente y necesitan de esas tiradas tan largas.

Ya veremos si tenemos escapatoria o hay que hacerlos enteros, el dolor de piernas posterior está garantizado pero necesito ver con mis propios ojos lo que me espera el día del MAPI, si lo que veo me parece infumable tendré que mentalizarme mucho más para el día D.

Mientras tanto, entrenamos correteando por la Casa de Campo que muy alpina no será pero tiene su dificultad, seguir al rey de los senderos, o sea a Canillas, por los duros cerros en constante subibaja no es sencillo aunque como premio al esfuerzo acaba poniendo en forma al más pintado.

Lo malo son las meriendas posteriores, llevamos dos martes consecutivos de celebraciones, aunque quizás no sea tan malo, júzgalo tú mismo mirando la trufa canillera que ilustra la entrada, ayer los paganinis fueron los garrapatas que bailaron el último Rock’n Roll de Madrid, el martes pasado lo fueron el nuevo miembro de abuelos sin fronteras y otro candidato al mismo club, hasta el día de marras habrá que cuidar la alimentación.

Anuncios
  1. La verdad es que estoy un poco ansioso con los 24 de mañana, en fin ya veremos, en Poblete hicimos 25 pero todos dicen que los recorridos no tienen nada que ver, pues yo recuerdo la cuesta de las antenas…

  2. Ya ves si hay que cuidar la alimentación, qué manera de embaular ayer!!!! y el martes pasado. Habrá que seguir dándole al talón puntera.

    Del Mapi no te preocupes, a ritmo del abogador se hace muy llevadero, aunque tenga sus cuestarracas.

    un saludete,
    paquete.

  3. Fortalece bien antes de la montaña, porque tantos kms será muchas horas y aunque lo hagas casi todo andando la montaña es muy lesiva. Muy buena propuesta paquetil. Yo no me he apuntado, porque esas distancias ahora mismo las tengo autoprohibidas. En todo caso que lo pases en grande.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: